San Antonio Mª Claret (III)

19 07 2010

Sobre el confesionario


«(…) Si deseamos que seáis celosos en catequizar y predicar, esperamos que no seréis menos asiduos en el confesionario, bien persuadidos de que la gente frecuentará los santos sacramentos según la oportunidad que vosotros les diereis. Haceos a ellos encontradizos, no los huyáis; porque, como dice San Buenaventura: Si medicus fugit aegrotos, quis curabit eos? Si el médico espiritual, que es el confesor, huye de los pecadores, ¿quién los curará?, ¿quién los confesará?

En espíritu de caridad os ofreceréis espontáneamente a oír las confesiones sacramentales, siempre que os sea posible; y habéis de procurar que el pueblo os vea como buenos pastores, solícitos de la salvación de sus almas, dispuestos y preparados para recogerlas en el divino tribunal, como en un lugar que lo es de gracia. Veréis entonces cómo por vuestra caridad y santo celo se conservará la frecuente recepción de los santos sacramentos que han empezado a gustar en la santa misión suministrada por Nos o por nuestros colaboradores. Así será como perseverarán y se perfeccionarán y, por último, se salvarán

Carta pastoral que D. Antonio María Claret y Clara, Arzobispo de Cuba, dirige al venerable clero de su Diócesis (1852)


Acciones

Information




A %d blogueros les gusta esto: